La intensa campaña de Lula Da Silva en Brasil para demostrar su inocencia: “A partir de ahora, si me detienen seré héroe, si me matan, seré un mártir, y si me dejan suelto, seré PRESIDENTE de nuevo”.

Con información de Agencias

El expresidente brasileño, Luiz Inacio Lula da Silva, salió este sábado de la sede del sindicato metalúrgico de Sao Bernardo do Campo, donde ha permanecido durante los últimos dos días, para participar en una ceremonia religiosa en memoria de su esposa ya fallecida.

Lula se instaló en la sede del sindicato, donde se forjó su carrera sindical y política, en el noche del jueves, después de que el juez Sergio Moro dictara un auto de prisión inmediata y le conminara a entregarse antes de las 22.00 GMT del viernes.

El exmandatario, que siempre ha reivindicado su inocencia, desafió al magistrado y se mantuvo en la sede sindical, arropado por la cúpula del Partido de los Trabajadores, familiares y amigos.

Hoy, por primera vez en dos días, salió para dirigirse a una tarima improvisada en un camión instalado frente al recinto sindical, donde se oficiará una misa en memoria de su esposa Marisa Leticia, fallecida el pasado año, que hoy cumpliría 68 años.

El expresidente se vio tranquilo, vestido con una camiseta azul y un pantalón oscuro, y acompañado por la expresidenta Dilma Rousseff, la cúpula del Partido de los Trabajadores (PT) y algunos de quienes ministros en su gestión, como el excanciller Celson Amorim.

Miles de simpatizantes saludaron al exmandatario al grito de “Lula, guerrero del pueblo brasilero”. Lula se ha mantenido en silencio hasta ahora sin desvelar si, como apuntan medios locales, se entregará a la Justicia en las próximas horas.


Sigue el golpe reaccionario en Brasil: Tribunal Supremo rechaza el habeas corpus y Lula podría ser detenido

Tras una intensa votación, el exmandatario de Brasil fue condenado por el Tribunal Supremo de ese país a 12 años de cárcel por los delitos de corrupción leve, lavado de activos y tráfico de influencias.

La presidenta del Tribunal Supremo Federal de Brasil, Carmen Lúcia, fue la encargada de sentenciar con su voto la condena a prisión del expresidente Lula da Silva. Al final, una votación de X sufragios contra X negó el recurso de habeas corpus que demandaba al defensa del exmandatario para salvarse de ir a prisión por delitos derivados de corrupción durante su mandato. Lula cumplirá una sentencia de 12 años en la cárcel, y no podrá presentarse a las elecciones presidenciales del país previstas para octubre de 2018 en las que figuraba como favorito.

Tras más de 10 horas de juicio, la corte suprema de Brasil rechazó un recurso del expresidente Luiz Inácio Lula da Silva para apelar en libertad ante las máximas instancias judiciales una condena a 12 años y un mes de cárcel por corrupción pasiva y lavado de dinero.

El Supremo Tribunal Federal (STF) adoptó esa decisión por una estrecha mayoría de 6 votos a 5 poco después de la medianoche del miércoles, tras más de 10 horas de debates. Según juristas, Lula podría ser arrestado la semana próxima, cuando el tribunal de segunda instancia que lo condenó en enero analice las últimas objeciones de su defensa.

Lula ya había sido hallado culpable por dos tribunales y, de acuerdo con una jurisprudencia dictada por el propio Supremo y reflejada en la ajustada votación de este miércoles, una sentencia ratificada en segunda instancia permite el inicio de la ejecución de la pena.

El Supremo Tribunal Federal de Brasil (STF) votó este miércoles en contra del habeas corpuspreventivo, presentado por la defensa de Luiz Inácio Lula da Silva, lo que abre paso a una orden de detención en su contra, que sería dictada por el juez Sérgio Moro.

Mientras el STF votaba el habeas corpus, movimientos sociales y sindicatos se movilizaron por todo Brasil en defensa del expresidente y su derecho a ser candidato a las elecciones presidenciales de octubre, en las cuales figura como favorito según las encuestas.

Moro, el juez del caso Lava Jato, condenó a Lula en julio de 2017 a nueve años de prisión por el supuesto delito de corrupción pasiva y lavado de dinero.

En enero de este año, el Tribunal Regional Federal de la 4ª Región (TRF-4), en Porto Alegre, ratificó la sentencia del juez Moro y condenó a Lula a 12 años y un mes de prisión.

El exmandatario ha denunciado el proceso como un persecución judicial en su contra liderada por el juez Moro, para evitar su candidatura presidencial.

La decisión de condena contra Lula fue dictada por un apartamento ubicado en una playa de Sao Paulo que supuestamente recibió el líder político de una empresa que tenía negocios con su Gobierno (2003-2010), pero dicha propiedad nunca ha estado a su nombre.

Representantes del Partido de los Trabajadores (PT), agrupación que postuló la candidatura de Lula, denunció en varias oportunidades que en Brasil existe una persecución política y judicial contra el exmandatario.


Lula reitera su inocencia y acusa de mentiroso al juez Moro

Lula habla frente a miles de seguidores durante una misa a su fallecida esposa en la mañana de este sábado. Foto: @LemusteleSUR

El expresidente brasileño Luiz Inácio Lula da Silva agradeció a su predecesora Dilma Rousseff y a otros dirigentes de izquierda, al participar en una misa antes de entregarse este sábado a las autoridades para cumplir una pena a 12 años de cárcel por actos de corrupción no probados. El ex jefe de Estado proclamó su inocencia y acusó al juez Moro de “mentir”.

La misa se lleva cabo en un camión de sonido convertido en capilla, frente al Sindicato de Metalúrgicos en Sao Bernardo do Campo, en el cinturón industrial de Sao Paulo, donde el exmandatario de izquierda (2003-2010) permanece desde hace dos días.

Durante la concentración, el líder del PT agregó que acatará la orden de arresto, por lo que muchos medios especulan que se podría presentar a la policía en las próximas horas.

(Tomado de agencias)


Simpatizantes y detractores de Lula se enfrentan en Curitiba

Simpatizantes alzan en brazos a Lula en la mañana de este sábado tras su discurso. Foto: @dilmabr.

Mientras se espera a que el exmandatario brasileño ingrese en prisión, detractores y simpatizantes de Luiz Inácio Lula da Silva han protagonizado discusiones a las a las puertas de la sede de la Policía Federal de Curitiba.

El incidente ha ocurrido a las puertas de la sede policial, ubicada en un barrio residencial al norte de la capital paranaense, sin que interviniera ninguno de los agentes que se encuentra en el interior del recinto. Los gritos de “Lula en la cárcel” se mezclaron con los de “Lula, guerrero del pueblo brasileño”, momento en el cual algunos manifestantes entraron en discusiones paralelas sobre el asunto con un elevado tono de voz.

“Vivo en la periferia, si tengo una casa, un carro, si mi hijo puede estudiar fue gracias a Lula”, decía uno de los militantes defensores del ex jefe de Estado, que se encuentra atrincherado a 400 kilómetros de distancia, en el sindicato de los metalúrgicos de Sao Paulo. “No fue por Lula, fue por el empresario y la industria”, respondía un detractor del líder del Partido de los Trabajadores (PT).

(Tomado de agencias)

#Minrex #Cuba: Expresamos nuestra solidaridad y apoyo al compañero #Lula

El Supremo Tribunal Federal de la República Federativa de Brasil rechazó el recurso de Habeas Corpus presentado por la defensa del ex presidente de ese país y líder del Partido de los Trabajadores Luiz Inacio Lula Da Silva.

Como se ha confirmado en los últimos minutos, esta decisión abre el camino a una posible e inminente detención de Lula, acto que sería gravísimo.

La decisión es una nueva expresión de la dilatada e injusta campaña en contra de Lula, contra el Partido de los Trabajadores y las fuerzas de izquierda y progresistas en Brasil.

Lula continúa gozando de amplio apoyo popular, simpatías y reconocimiento internacional, como resultado de los éxitos de la gestión de su gobierno que benefició a las grandes mayorías, a las cuales hoy se les intenta privar del derecho a elegirlo nuevamente como su presidente, para abrir paso a una oleada neoliberal y revertir sus conquistas.

Una vez más expresamos nuestra solidaridad y apoyo al compañero Lula.


Comunicado de parlamentarios latinoamericanos y europeos// Situación política en Brasil y del expresidente Lula

Ante la denegación del habeas corpus presentado por el expresidente Lula en el Supremo Tribunal Federal de Brasil, los Parlamentarios europeos y latinoamericanos manifestamos nuestra preocupación con la democracia brasileña y repudiamos una violación más perpetrada por el poder judicial contra la Constitución brasileña y el debido proceso legal. La defensa de la Constitución implica en reconocer la presunción de inocencia, conforme definida en el parágrafo 57 del artículo 5º de la misma.

Repudiamos las recientes manifestaciones de sectores de las Fuerzas Armadas de Brasil con explicito apoyo del sector mediático, en especial de la cadena Globo, donde pretende repetir lo que se hizo en 1964, cuando se incitó jefes militares contra el gobierno constitucional de João Goulart.

Se confirma el pacto político-partidario de sectores del sistema judicial, organizados por la cadena Globo, con el objetivo de sacar a Lula del proceso electoral. Son los mismos sectores que promovieron el golpe del impeachment en 2016, y desde entonces, viene dilapidando el patrimonio nacional, entregando las riquezas y la soberanía de Brasil, además de retirar derechos de los trabajadores y destruir los programas sociales que beneficiaban el pueblo brasileño.

Condenamos enérgicamente la emboscada y los disparos de armas contra la reciente caravana del expresidente Lula por el sur de Brasil, así como la ejecución de la concejal de Rio de Janeiro Marielle Franco.

La salida para la crisis política, económica y social se encuentra en la realización de elecciones libres y democráticas con la participación de todas las fuerzas políticas y sin vetos autoritarios a Lula. Es el respeto al pacto político consagrado en la Constitución brasileña de 1988 que el Supremo Tribunal Federal tiene el deber de proteger.

Nuestra solidaridad con el compañero Lula y con el conjunto de militantes de organizaciones sociales y políticas de América Latina que están siendo objeto de una encarnizada violencia fascista, que ya se ha cobrado decenas de muertes.

Ciudad de Panamá, 5 de abril de 2018.

Firman:
Parlamentarios integrantes de:
Bancada Progresista del Parlamento del MERCOSUR,
Grupo político en el Parlamento Europeo Izquierda Unitaria Europea-Izquierda Verde Nórdica (GUE/NGL)
Parlamentarios de Izquierda del Parlamento Centroamericano, Parlamento Andino y Parlamento Latinoamericano.


Lula no se entrega a la policía este viernes mientras miles lo vitorean en las calle

Simpatizantes de Lula rodean el edificio en que se encuentra y se dicen decididos a no dejarse llevar al expresidente

El ex presidente brasileño Luiz Inácio Lula da Silva no se entregó hoy a la Justicia para cumplir una pena de cárcel por corrupción, como había ordenado un juez, y aplazó con ello el desenlace de un drama judicial que mantuvo durante horas en vilo al gigante sudamericano.

Según la estatal Agencia Brasil, Lula podría entregarse mañana sábado, de acuerdo a intensas negociaciones que realizaban sus abogados con la Policía. La expectativa era que el político de 72 años pueda conmemorar junto con su seguidores en Sao Paulo, todavía en libertad, el que hubiera sido el cumpleaños 68 de su esposa Marisa Letícia, fallecida el año pasado. La Policía confirmó que no intentaría ejecutar un arresto hoy.

Lula pasó todo el día acuartelado en la sede del Sindicato de los Metalúrgicos de Sao Paulo, el lugar donde inició su carrera política como joven líder sindical en los años 70. El ex presidente permanece en el local ubicado en Sao Bernardo de Campo en la periferia paulista desde la noche del jueves, poco después de que se diera a conocer la orden del juez Sérgio Moro para su ingreso en prisión.

Moro, el magistrado principal de la megacausa sobre corrupción política “Lava Jato” (“Lavado de autos”), había dado plazo a Lula hasta las 17 horas de hoy (20:00 GMT) para que se entregue en la sureña ciudad de Curitiba, donde está su tribunal.

El caso sacudió al país. Decenas de miles de seguidores del ex presidente, favorito para las elecciones presidenciales de octubre pese a su condena por corrupción, se congregaron frente a la sede del sindicato. En más de 50 ciudades hubo protestas, según Agencia Brasil.

El Movimiento de Trabajadores Rurales sin Tierra (MST), una emblemática asociación social afín a Lula, sostuvo que al menos una persona resultó herida de bala en el norteño estado de Paraíba ádurante una protesta que cortó una carretera. En Brasil se especuló durante horas con un arresto forzoso por la tarde.

La Justicia rebajó la tensión en la noche al comunicar que no consideraba a Lula prófugo, pese al plazo de entrega incumplido.

“La condición de prófugo es específica. Tiene que haber componentes de fuga, de negativa de comparecencia. Terminó el plazo para que él se presente voluntariamente”, citó una fuente policial, Luís Antonio Boudens.

La directriz iba en la misma dirección que ála estrategia elegida por la defensa de Lula para afrontar su inminente encarcelamiento. La interpretación jurídica era que la orden judicial de Moro sólo consistía en una “propuesta”, ya que le daba al ex presidente un plazo “voluntario” para entregarse.

“Quiero dejar en claro que no hay, por parte de Lula, ningún incumplimiento del mandato de prisión expedido por el juez Sérgio Moro. Él (Lula) tenía la opción, dada por el juez, de ir a Curitiba: no ejerció esa opción”, sostuvo Gleisi Hoffmann, presidenta del Partido de los Trabajadores (PT) y correligionaria del ex presidente, frente a la sede del sindicato en Sao Paulo.

José Roberto Batochio, uno de los abogados de Lula, se manifestó en forma similar. “No habrá resistencia, pero él no irá al matadero de cabeza baja por voluntad libre y espontánea”, dijo en declaraciones al diario “Folha de Sao Paulo”.

Y agregó: “Esto no es rebelión: es un derecho de la persona de conservar su libertad y no contribuir a cualquier acto que pueda suprimirla”.

La defensa volvió hoy a desplegar una serie de recursos legales para intentar mantener al ex presidente fuera de pri sión. En la noche del jueves ya habían enviado áun pedido de “habeas corpus” a la segunda corte del país, el Superior Tribunal de Justicia, para intentar frenar la orden de Moro.

Después de que la corte rechazara por la tarde el recurso de urgencia, los abogados lo enviaron a la Corte Suprema, el mismo tribunal que ya había rechazado el jueves el államado “habeas corpus preventivo” en un fallo que desencadenó la orden del juez Moro. La previsión era que el Supremo Tribunal Federal (STF) descartase áel pedido.

Lula fue condenado en enero a doce años y un mes de prisión por corrupción en el marco del “Lava Jato”, por cargos de que áaceptó áque una constructora remodelara un tríplex de su propiedad a cambio de favorecerla en negocios con la petrolera estatal Petrobras.

A pesar de su inminente encarcelamiento y su condena en segunda instancia, el ex presidente no declinó su precandidatura para las elecciones presidenciales de 2018, para las que es el máximo favorito según todos los sondeos.

 

Anuncios

Autor: taconymediasuela

Promoviendo el debate sincero, abierto y profundo sobre la realidad cubana actual. Te presentamos una visión objetiva en medio de la guerra mediática que impulsa la derecha regional.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s